Reflexión al Evangelio Según San Mateo 23, 1-12 – XXXI T. Ordinario -Ciclo A


En aquel tiempo, Jesús habló a la gente y a sus discípulos diciendo: «En la cátedra de Moisés se han sentado los escribas y los fariseos: haced y cumplid lo que os digan; pero no hagáis lo que ellos hacen, porque ellos no hacen lo que dicen. Ellos lían fardos pesados e insoportables y se los cargan a la gente en los hombros, pero ellos no están dispuestos a mover un dedo para empujar. Todo lo que hacen es para que los vea la gente: alargan las filacterias y ensanchan las franjas del manto; les gustan los primeros puestos en los banquetes y los asientos de honor en las sinagogas; que les hagan reverencias por la calle y que la gente los llame maestros. Vosotros, en cambio, no os dejéis llamar maestro, porque uno solo es vuestro maestro, y todos vosotros sois hermanos. Y no llaméis padre vuestro a nadie en la tierra, porque uno solo es vuestro Padre, el del cielo. No os dejéis llamar consejeros, porque uno solo es consejero, Cristo. El primero entre vosotros será vuestro servidor. El que se enaltece será humillado, y el que se humilla será enaltecido». Palabra del Señor

buenanoticia1 (1)

El Evangelio de hoy puede que nos haga sentir incómodos. Pero está claro que todos debemos ser coherentes con nuestras ideas y creencias, no unos hipócritas.
Cuántas veces hemos oído e incluso dicho: «Haced lo que ellos os digan, pero no hagáis lo que ellos hacen». Eso es lo contrario a lo que nos dice Cristo. Él nos pide que seamos congruentes con nuestras ideas y creencias.
Como cristianos, como Iglesia tenemos una gran responsabilidad para que nuestros hermanos vean que el Evangelio nos ayuda a vivir en libertad y no como una carga que agobia y  da problemas.
El Evangelio debe ayudarnos a discernir, sentirnos libres y sobre todo vivir con coherencia nuestra fe. No vivamos de apariencias, seamos como Cristo servidores de nuestros hermanos más desfavorecidos y tengamos presente que a la única persona que podemos llamar Maestro es a Cristo que dio su vida por todos nosotros.
Preguntémonos si somos fieles a nuestras creencias e ideas o sólo buscamos figurar, que se fijen en nosotros, vivir a nuestro aíre y cargar a los demás con problemas que en muchas ocasiones  quita libertad y  crea ansiedad y agobio.
Tengamos buena semana

feliz semana

Acerca de El Taller de la Serenidad "Locus Serenitatis"

Aprendiz de todo y maestra de nada en constante evolución. Aprendo, practico y comparto. Conocerse a sí mismo es el mayor saber. Galileo Galilei
Galería | Esta entrada fue publicada en QUE BUENA NOTICIA y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Reflexión al Evangelio Según San Mateo 23, 1-12 – XXXI T. Ordinario -Ciclo A

  1. Junior dijo:

    Feliz inicio de semana y muchas Bendiciones. Y si fe , no seriamos nada. Saludos.

    Me gusta

Muchas gracias por su aportación. Un cordial saludo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .