Ejercicio de Relajación


Colócate en una posición cómoda, preferiblemente tumbad@ o sentad@, con los brazos a los costados del cuerpo, las piernas extendidas y una disposición interior a relajarte, te dispones a descansar, a aflojar toda la musculatura.
Toma conciencia de que a lo largo del día le pides a tus músculos esfuerzos continuos, en la vida cotidiana, en el deporte, en ocasiones cuando llega la noche es posible percibir un cierto cansancio que debería quedar eliminado tras descansar por la noche en numerosas ocasiones no ocurre así y comenzamos un nuevo día con el cansancio acumulado de anteriores jornadas este ejercicio de relajación es para que descanses y te levantes con toda tu energía y vitalidad renovadas cada día.
Siente tu respiración tranquila en calma no hagas nada, solo siente tu respiración tranquila en calma, permite a tu cuerpo respirar libremente sin añadir ni restar nada al hecho de respirar, observa con calma tu respiración tranquila en calma, a partir de este instante vas a ir pidiendo a diversos grupos musculares de tu cuerpo que se aflojen.
Son muchas las tensiones que se acumulan a lo largo de un día de trabajo, vamos a comprobar cuando a nuestro cuerpo como le pedimos reposo también accede a ello dispuesto a descansar y recuperarse.
Siente tu cabeza, el volumen, su peso, los lugares en que apoya y en los que percibes la presión, los puntos de la piel de la cabeza en que el peso trasmite su carga, siente el peso la cabeza esta llena de músculos que se van a aflojar, no hago nada ningún esfuerzo, simplemente me repito: aflojo la musculatura de mi cabeza todos los músculos bajo el cuero cabelludo se aflojan, se relajan descansan.
La piel del cuero cabelludo se relaja, los músculos bajo la piel se relajan más y más. La tensión es ruido muscular me pido un silencio muscular en toda la zona del cuero cabelludo, silencio, la musculatura se afloja, se relaja.
Siento la frente, la percibo con claridad es una zona donde se acumula tensión bajo su piel, silencio muscular la piel de la frente parece estirarse, relajarse más y más conforme se estira, se estira y se relaja, se estira y se relaja, los músculo de la frente se aflojan, se sueltan, se llenan de energía, de vitalidad recorro con mi atención toda la musculatura del rostro las cejas silencio muscular, relax, descanso, los ojos reposando, descansados, les pido a la musculatura que los mueve silencio, relax, relax. La piel de los pómulos se estira la musculatura se relaja. La piel de los pómulos se estira, la musculatura se relaja.
El labio superior se relaja, se afloja. se relaja más y más, el labio inferior se afloja se relaja, más y más, toda la cabeza, todo el rostro, silencio, relax, relax.
Siente tu respiración tranquila en calma, no hagas nada, solo siente tu respiración tranquila en calma, permite a tu cuerpo respirar libremente sin añadir ni restar nada al echo de respirar, observa con calma tu respiración tranquila en calma.
Permito que este silencio se extienda al cuello silencio, relax cuello relax. silencio muscular cuello relax.
Los hombros y los brazos silencio, relax, relax, los hombros y los brazos, silencio.
Recorro la musculatura de la espalda, desde la base del cuello a los glúteos…… relax, relax, escápulas, relax, relax, Zona dorsal silencio. Zona lumbar relax, silencio.
Conforme la musculatura de la espalda se relaja la columna vertebral se afloja, cada espacio intervertebral recupera su elasticidad, y la columna vertebral recupera dulcemente toda su movilidad.
Siente tu respiración tranquila en calma, no hagas nada, solo siente tu respiración tranquila en calma, permite a tu cuerpo respirar libremente sin añadir ni restar nada al hecho de respirar, observa con calma tu respiración tranquila en calma.
Siento las caderas que se aflojan las piernas entran en un silencio muscular los muslos relax, la articulación de las rodillas relax, los gemelos relax., relax, los pies relax, relax, siento las caderas que se aflojan las piernas entran en un silencio muscular los muslos relax, las rodillas relax, los gemelos relax, los pies relax, relax.
Siento todo mi cuerpo muy relajado, muy descansado, siento un descanso muy intenso, mi cuerpo se recupera se llena de energía, de vitalidad cada vez más y más relajado más y más descansado. Mi cuerpo pesado y relajado parece hundirse en la colchoneta en el asiento como si esta fuera de algodón, muy relajado muy descansado.
Tomo conciencia de este estado de conciencia tranquila, relajante, llena de paz y tranquilidad y poco a poco me preparo para abandonar el ejercicio conservando todos los beneficios conscientes o inconsciente que me aporta, lentamente abro y cierro las manos lentamente tomando conciencia de las pequeñas articulaciones de los dedos tomo aire con más intensidad .realizando una respiración profunda y abro los ojos conservando el estado de relax y calma que he logrado con el presente ejercicio de relajación.

relax

Acerca de El Taller de la Serenidad "Locus Serenitatis"

Aprendiz de todo y maestra de nada en constante evolución. Aprendo, practico y comparto. Conocerse a sí mismo es el mayor saber. Galileo Galilei
Galería | Esta entrada fue publicada en EL PLACER DE MEDITAR y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Muchas gracias por su aportación. Un cordial saludo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .