El enfermo


Un hombre estaba muy enfermo en el hospital rodeado de  su familia. Desde su habitación  se veían las vías del tren. Un familiar comentó “mirad se ve el Ave, estará pasando por aquí en unos segundos”

Al momento de este comentario el enfermo dijo “mirad una gaviota” a lo que todos se asomaron para ver la gaviota pero no había rastro de ella.

El enfermo movía la cabeza como esperando una respuesta. Sus familiares respondieron “no vemos ninguna gaviota” el dijo “donde ustedes ven el ave, yo veo la gaviota”.

Todos rieron, porque él siempre  sacaba chiste a todo.  Al anochecer falleció.

La vida muchas veces nos niega el cariño de una madre, de un hermano, de una hija…  pero al final siempre pone las cosas en su sitio.

Esta entrada está dedicada a mi amiga Rosa A.M. que se reencontró con su madre y  su hermano y aunque por poco tiempo compartieron el perdón y sobre todo  el amor.

cariño

Acerca de El Taller de la Serenidad "Locus Serenitatis"

Aprendiz de todo y maestra de nada en constante evolución. Aprendo, practico y comparto. Conocerse a sí mismo es el mayor saber. Galileo Galilei
Galería | Esta entrada fue publicada en SOLO UN MINUTO y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Muchas gracias por su aportación. Un cordial saludo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .