Le pedí a Dios


Le pedí a Dios que me quitara el dolor.

Dios dijo NO.

Tú tienes que aprender a vivir con él.

Le pedí a Dios que me concediera paciencia.

Dios dijo NO.

La paciencia no se concede, se aprende viviendo cada día.

Le pedí a Dios que me diera felicidad.

Dios dijo NO.

Te doy bendiciones. La felicidad depende de tí.

Le pedí a Dios que me librara del sufrimiento.

Dios dijo NO.

Los sufrimientos te hacen crecer y te acercan a mí.

Le pedí a Dios que hiciera crecer mi espíritu.

Dios dijo NO.

Debes crecer por ti mismo, yo pongo a tu alcance todo lo necesario.

Le pedí a Dios por todas las cosas que podría disfrutar en mi vida.

Dios dijo NO.

Te doy vida para que disfrutes de todas las cosas.

Le pedí a Dios que me ayudase a amar al prójimo, como Él me ama a mí.

Dios me dijo…

¡Por fin estas entendiendo!

manosjesus

Anuncios

Acerca de El Taller de la Serenidad "Locus Serenitatis"

Aprendiz de todo y maestra de nada en constante evolución. Aprendo, practico y comparto. Conocerse a sí mismo es el mayor saber. Galileo Galilei
Galería | Esta entrada fue publicada en CON MI MOCHILA AL HOMBRO y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Muchas gracias por su aportación. Un cordial saludo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s