El ANCIANO LOCO


Un anciano que estaba loco,  caminaba  con un saco lleno de cosas viejas.  El saco era tan grande que  iba de un lugar a otro cabizbajo.

Un día, como de costumbre, el anciano loco salió y desafortunadamente se formó un alud de hielo y al ver que venía sobre él, comenzó a correr.  Casi con dificultad y desesperado llegó a una casa y llamó con insistencia para que le abrieran la puerta… La puerta se abrió… Una señora sale, ve al hombre con el gran saco y le dice:  “Pase  usted”

El anciano comenzó a forcejear, queriendo entrar con el saco en sus hombros…. La señora le dice:  “suelte el saco, suelte el saco  …  Pero el anciano loco no quiso soltar el saco.

La señora cerró su puerta justo en el momento que el alud dio con ímpetu en su casa…

Allí quedó sepultado el anciano loco.

Acerca de El Taller de la Serenidad "Locus Serenitatis"

Aprendiz de todo y maestra de nada en constante evolución. Aprendo, practico y comparto. Conocerse a sí mismo es el mayor saber. Galileo Galilei
Esta entrada fue publicada en SOLO UN MINUTO y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Muchas gracias por su aportación. Un cordial saludo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.